PROGRAMAS

Trastornos de conducta Adictiva

Estudios recientes muestran  que aproximadamente una de cada cinco  personas presentan algún trastorno mental  en  su  vida, siendo la más frecuente  el episodio  depresivo  mayor, la fobia específica, la distimia y el abuso  de alcohol y fármacos.

ADICCIÓN A SUSTANCIAS  QUIMICAS:

Marihuana, Cocaina, Ketamina, Éxtasis, Fármacos, Alcohol entre otras más sustancias.

  • Es una enfermedad compulsiva, porque la persona pierde el control sobre los momentos y las cantidades de sustancia que puede consumir, desde que toma la primera dosis. Esto es debido a las alteraciones que se producen en el sistema neuronal.
  • Es una enfermedad obsesiva, porque el individuo solo tiene una idea fija en su mente: la de cómo sostener y mantener su consumo.
  • Es una enfermedad crónica, porque el individuo jamás podrá llegar a tener la facultad de ingerir alcohol o cualquier droga de una manera controlada.
  • Es una enfermedad progresiva, porque la pérdida de control sobre ella va en aumento paulatinamente.
  • Es una enfermedad delusoria, porque el individuo queda atrapado en un sistema de autoengaño completo, alejado de la realidad y niega absolutamente que la droga sea un verdadero problema.
  • Es una enfermedad fatal, porque si no es intervenida a tiempo, puede llevar a la muerte.
Pautas de comportamiento:

La parte mental de la enfermedad, consiste pues en un sofisticado sistema de autoengaño, de negación de la realidad y de justificación para volver una y otra vez al consumo.

El deterioro físico y moral se hace evidente con el paso del tiempo. Cuando la conciencia del adicto comienza a advertir que algo anda mal, ha generado para ese entonces tantos sentimientos de culpa y remordimientos, ya  porque se ha hecho a sí mismo y a otros, tantas promesas de controlar su adicción que terminan en rotundo fracaso, ya porque su conducta inmoral logre hacer que se odie a sí mismo, que le asalta la inevitable angustia en la que siente que es mejor no haber nacido ni existido nunca.